RAMBLAS DE BARCELONA

 
 
 
 
 
 
 
 
Ramblas de Barcelona. Dicen que Hemingway tendría muchos motivos para hablar de ella, y no sólo de la ciudadela de Pamplona o de las barandas oxidadas de Ronda. Es una ciudad mucho más distraída y transparente que Madrid. No sé si será cosa de las buenas o malas lenguas, o de la proximidad del mar. Pero curiosamente, y a menudo, los fines de semana, las Ramblas, entre árboles desnudos y añosos, adquieren una soberbia carga emocional, basada en sus puestos de flores, animales, transeuntes, frecuentísimos turistas, inmigrantes, paseantes del domingo y artistas callejeros de toda traza. Desde los más abundantes mimos, hasta trovadores, poetas urbanos, malabaristas u oradores. Aunque parece que los tiempos han cambiado, porque según me cuentan las ordenanzas municipales han hecho que su número y libre disposición se reduzcan, en aras de un mayor orden y libre circulación de ciudadanos.
 
Durante los dos primeros años de la década, cuando iba y venía a Centelles, en las cercanías de Vic, con cierta frecuencia, las Ramblas eran una ruta obligada. Mucho más que una estación de paso. En su pavimento el tren se detenía y el revisor de la imaginación me obligaba a levantarme del asiento y andármelas en toda su extensión.
 
Esta vez, debo agradecer la hospitalidad de la familia Moya, gran parte de cuyos miembros aquí aparecen atenazados con un par de traviesos hurones, que no saben permanecer en sus jaulas más tiempo del que les concede su suprema inquietud. Gracias a Rosa María he vuelto a hacer de las mías en las Ramblas.
 
Rubén, por ejemplo, surgió como imitador, o intéprete del Che. A golpe de vista, no va más allá de lo que hacen el resto de artistas cuando emulan la personalidad de alguien. Pero después de conocer más detalles  e intercambiar alguna conversación, me quedé con ganas de saber de él y por ese motivo le he escrito a través de la página web que había escrita en el "atril" donde se posaban sus pies para adquirir cordura de orador.
 
 
 
 
 Asimismo, el sábado me acercaron a Centelles, una pequeña población dentro de la Ossona, con la cual guardo una relación de nostalgia, producto de los amores. La vieja plaza cercana al Consistorio. La estrecha calle de la brasería del Trabuco. Pues allí es donde escribí el poema que da entrada al libro de Nere Ekialdean, nada más y nada menos que en julio del 2000.
 
Antonio Machado tenía razón, al asentir que el fluir en la vida tiene mucho que ver con el camino que recorren los ríos. Mucha razón.  Que por mucho que valga un hombre nunca tendrá el valor más alto que el de ser hombre. Sin embargo, después de un año de regreso, y de ejercer, durante dos años, como jamás mejor me hubiera sentido, quedan muchas conclusiones en entredicho.
 
¿Hasta qué punto el idealismo es una forma práctica de vivir? ¿Qué grado de libertad nos queda en el sistema globalizado en que vivimos? ¿Es posible y en qué cuantía podemos renunciar a parte de las quimeras para asociarnos a la mansedumbre social sin perder la esencia? ¿Se puede engañar al sistema, ser partícipe de él y sacarle el poco jugo que tiene para cambiar tus alrededores? ¿Pueden cambiarse los fundamentos más íntimos, y proseguir por los fundamentos de tus seres queridos, de tus amigos, de tus conocidos y del resto de comunidades a las que puedes aportar un grano de arena?
 
He llegado a la conclusión de que poner el corazón como pretexto del comportamiento es poco práctico, aunque deseable. Si fuera radical pensaría que es como dar margaritas a la mayoría de los cerdos. Pero eso suena contundente e induce a la prepotencia.
 
Pero tampoco se puede seguir a pies juntillas eso de "viva el pragmatismo". ¿Es posible un camino a medias? ¿Qué aporta un blog o un espacio donde puedas abrir tu caja de Pandora y te lea hasta el mayordomo de la Casa Real si le da la gana?
 
Esta mañana, en la Cadena Ser, y viniendo de Zaragoza, estaban entrevistando a Luis Eduardo Aute. Decía que el amor es una locura. Que contestar a qué es el amor es como contestar a qué es Dios. Hasta contradecían a J.L Cuerda, quien asiente que está en contra de Dios, el amor y no sé qué más, porque le amargan la vida. Y para Aute la soledad tenía un doble mecanismo: si es encontrada y querida te permite penetrar en tí mismo, descubrirte y ser coautor de los pensamientos. En cambio, la que es producto de un ser solitario lleva el regusto amargo de una almendra perdida: no tienes interlocutores con quienes compartir tu vida.  Quizás por eso él decía que quienes recurren a internet en la búsqueda del sexo o de otras tantas piedrecillas, lo hacen producto de la inadaptación o del deseo de encontrar en el medio virtual lo que no se halla en la realidad.
 
Sin embargo, aún pienso que aquí se puede encontrar gran parte de lo que en el medio real no nos da tiempo, porque la sociedad nos convierte en unos individuales malditos, y porque se ha convertido en una rutina demasiado obvia.
 
Para quienes, como yo, y otros, todavía no hay muchos espacios donde diversificar y expresar el sentir, y abrir un nicho entre poetas, oartistas alternativos, este espacio es la bendición del santo.
 
Sé que hacemos poco, porque la palabra empieza en mi boca y dejo ser dueño de ella. El resto pertenece a la libertad que los demás tienen para acercarse, apropiarse, compartir y crear un interés común.
 
Y porque siempre se corre el riesgo de interpretar toda esta redacción como un arranque de orgullo y de bofetada. No es así. Ojalá algún día se alcance la libertad, esa libertad tan deseada, y esos valores tan importantes que, por ejemplo, descubrí en la lectura de Malinovski, un poeta callejero que estaba firmando libros en el mediodía y que, los vendía.
 
 
 
 
 También quería a agradecer a quienes me visitan, porque dan sentido a todo esto. Y ánimos para seguir aportando y cambiar la forma en que se pueden hacer las obras.
 
 
Anuncios
Esta entrada fue publicada en MSN.

8 comentarios el “RAMBLAS DE BARCELONA

  1. NO NAME dice:
    ……Estoy aquí, callada, compartiéndo el silencio, el llanto, la profundidad de tus palabras…..oh, amigo virtual….distancias, continentes….qué importa eso, qué importa..!!!…aquí estoy como extraña, pero reconozco tus palabras, tu esencia, …….esa palabra libertad, nos ha hecho sus esclavos, pues no la entendemos, no vemos su luz, su grandeza,…….la torpeza, la ignorancia, nos mantiene en los cuartos oscuros. La libertad no se mendiga, se conquista…se adquiere mediante valores universales, pero no con la razón del intelecto, sino con el sentimiento del corazón…..ay amigo….cuánto falta por aprender, y perdona que me delate mi ignorancia, sigo en la búsqueda, en la exploración, en la contienda, en la lucha, …Escribes con el alma, con el corazón…..y antes de que tú agradezcas, soy yo quien agradezco a la vida que me brinde ésta oportunidad de leer palabras bellas como lo haz hecho Tú.

    Me gusta

  2. NO NAME dice:
    Q interesante todo esto, como siempre aprendo mucho aquí…………… Ahhh y se me olvidaba, felicidades por lo de tu libro, no te lo había dicho porq a veces ando perdida…….. Saluditos.

    Me gusta

  3. NO NAME dice:
    Me acerco haberle unos minutos, y le leo con determinación. Curiosos lirones, :9.

    Me gusta

  4. NO NAME dice:
    Mmmm…interesante entrada. Volveré con más tranquilidad a leerte. Saludos.

    Me gusta

  5. NO NAME dice:
    Vives en Barcelona?? Besos

    Me gusta

  6. NO NAME dice:
    Como tantas y tantas hojeadas de nuestra vida, yo también he estado hojeando sin compromiso…al menos, no con tanto como quisieran a veces…

    Me gusta

  7. NO NAME dice:
    Me apasiona también Barcelona, sobre todo el enigma de las ramblas, recorrer cada rincón dejando en libertad mis pupilas y sobre todo mis sentidos…y antes de finalizar el recorrido….empaparme de la belleza del maremagnum para volver de nuevo y entrar en "el bosc de les fades" gran recital de magia….

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s